Luis Cruz-Villalobos, Poemas de

Haikus ante la tumba de mi hijo. Luis Cruz-Villalobos

Tiberíades publica este poema vertebrado en veintiún cantos, extraído de la antología ‘Cuando las lluvias tengan otro color’ (1993-2012), recientemente publica en Chile por nuestro hermano y amigo Luis Cruz-Villalobos

 

 

Haikus ante la tumba de mi hijo

 

 

1

 

No sé el lugar exacto
Donde está tu tumba
Pero siempre llego con exactitud

 

2

Ay hijo mío
Cuánto tiempo llevas durmiendo
Bajo este prado

 

 

3

A lo lejos se escuchan motores
Cómo no respetan esos oscuros artefactos
El silencio de la muerte

Foto de José Amador Martín

 

 

4

Este es el sitio más solitario de la tierra
Y justo aquí vengo a encontrarme
Con tu recuerdo

 

5

Déjame traerte un remolino de colores
Que se pose como flor sobre tu lápida
Para ver si sonríes

6

No sé por qué lloro y quién lo sabe en realidad
Pues la razón no llora
Sólo llora la dulce intuición

 

 

7

Ay Maximiliano se tarda nuestro encuentro allí
En ese sitio donde apacentas
Al león junto al cordero y el áspid

 

Foto de José Amador Martín

 

 

8

Los niños se mueren
Desde antaño que suelen hacerlo
Y desde antaño que nadie entiende el porqué

9

 

Hay razones
Para morir
Que yo he olvidado

 

 

10

Ante tu lápida gris y fría
Como el corazón del soberbio
Siento tu palpitar tibio y luminoso

11

 

Bajo la tierra todos nos hacemos uno
Somos uno en el Sheol
Así como seremos sólo uno al renacer del humus

12

Hijo tú que no me escuchas
No me respondas
Lo que no te pregunto

 

Foto de José Amador Martín

 

 

13

Dios dale saludos a aquel
Que aguarda la resurrección
En tu regazo

14

 

Yo tenía cuatro hijos
Y uno partió lejos muy lejos
Al centro de todos los átomos

15

Te amo hijo
Aunque esto que digo
Nada signifique ahora

16

 

Puse un remolino de colores sobre tu tumba
No sé si tengas tiempo para mirarlo
Mientras sueñas en el Amor

 

Foto de José Amador Martín

 

 

 

17

El mundo siguió y nada se detuvo
Cuando te marchaste
Sólo tu imagen quedó tatuada en mi retina

18

Hijo delgadito príncipe
Risueño ángel no me dejes solo
En medio de la noche

 

19

Duermes bajo un castaño hijo tenue
Y ya eres parte de ese árbol con quien compartes
Tu materia que ya es de todos

20

 

Cerca de tu lecho resuena una fuente
Agua que brota y cae y vuelve a saltar
Como tú y como todos algún día

21

 

 

Me despido por ahora pequeño
Dejo los restos de tu partitura bajo el prado
Pero tu sinfonía seguirá sonando.

 

 

Del libro: ‘Breve-mente’ (2011)

 

 

Foto de José Amador Martín

 

 

Luis Cruz-Villalobos (Santiago de Chile, 1976). Psicólogo clínico y ministro protestante. Docente universitario (U Talca) y candidato Ph.D. (VU Amsterdam). Director editorial (Hebel Ediciones y Consejo Editorial de Tiberíades). Como poeta, cuenta con una amplia producción (además de trabajos académicos en sus áreas de especialidad), con más de cincuenta obras publicadas, dentro de las cuales se destacan: Poesía Teológica / Theological Poetry (2014 / 2015), prologada por el reconocido filósofo norteamericano John D. Caputo; Como Abrazo Exacto (2015) y Ven a Mí (2018), antologías seleccionadas por el destacado poeta Alfredo Pérez Alencart, de la Universidad de Salamanca. También ha realizado un número importante de trabajos de “fotopoesía” con fotógrafos/as como David Gysel (Chile), Rosa Gómez (España), Julie de Waroquier (Francia), entre otros/as. Varios de sus trabajos han sido traducidos a más de siete idiomas, destacándose la reciente traducción de su libro Con Cioran (2011), al rumano, por la poeta Carmen Bulzan (Cu Cioran, Editura Kult, București, 2018). Actualmente vive en Santiago con su esposa y sus tres hijos.

 

 



One thought on “Haikus ante la tumba de mi hijo. Luis Cruz-Villalobos”

  • Doris 16/06/2019 at 12:34 am

    Los haikus Son la mejor manera de Obviar este Mundo……aunque Sea solo Por un momento…

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*