Rui Duarte

Poemas de Rui Duarte

Multiplicação dos pães

corte-se a palavra
para que se não consuma
sob o chicote do vento
na areia, em gomos pelos pobres

para que cresça e se construa
tem de ser partida e consumida
na boca, no centro da fome
sob a chama que arde
nos ouvidos e fresca abre os poros

a palavra é um pão, partido
que se reproduz, cortado à medida
da faca que se tiver à mão
cada fragmento
ainda sempre o alimento
categórico de cada dia

Milagro de los panes y los peces, de Giovanni Lanfranco. Óleo sobre tela, 1620-1623

Multiplicación de los panes


Córtese la palabra
para que no se consuma
bajo el látigo del viento
en la arena, en gajos por los pobres
para que crezca y se construya
tiene que ser partida y consumida
en la boca, en el centro del hambre
bajo la llama que arde
en los oídos y fresca abre los poros
la palabra es un pan partido
que se reproduce, cortado a la medida
del cuchillo que se tuviere a mano
cada fragmento
todavía siempre el alimento
categórico de cada día

Τετελεσται (Tetelestai)

 

“Tudo está cumprido.”
Evangelho segundo João 19:30

Para sempre se desfizeram
os equívocos dos espelhos
para sempre ficaram em branco
os velhos teares
cobriram-se de pó
as mãos que acendiam a chama
o ar mudou no coração
do eclipse
deixou de ser possível
continuar a percorrer
os extintos valados
já não são navegáveis
as águas de outrora
tornaram-se salobras na pele
de espinhos cravados nas pupilas
sentimos escorrer pelos dedos
no suor e no sangue
o fim
o necessário fim

Gólgota, de Marc Chagall (1912)

Τετελεσται (Tetelestai)

 

“Todo está consumado.”
Evangelio según Juan 19:30

 

Para siempre se deshicieron
las distorsiones de los espejos
para siempre quedaron en blanco
los viejos telares
Se cubrieron de polvo
las manos que encendían la llama
el aire cambió en el corazón
del eclipse
dejó de ser posible
continuar recorriendo
los extintos vallados
las aguas de antaño
se volvieron salobres en la piel
de espinas clavadas en las pupilas
sentimos escurrir por los dedos
en el sudor y en la sangre
el fin
el necesario fin

Orelha

“Ponho-me no lugar
Do silêncio da orelha de Van Gogh”
J.T. Parreira

o que uma orelha contém
é retirado quando uma lâmina
a corta: o trinado das aves, o murmúrio
de amor entre os ramos e o vento
o bater do mar contra os pés
o cicio do universo por dentro

certo crepúsculo também uma espada
excluiu a orelha de Malco
foi o poente sobre o que importava
ouvir, não cortes
disse Jesus, que se cortas uma orelha
te cortarão o tronco e a cabeça

abre-a bem, a orelha,
ela resgatar-te-á do nada
para o silêncio
de um mundo de palavras que ainda
não foram ditas

Duccio di Buoninsegna, El prendimiento de Cristo. 1311

Oreja

“Me pongo en el lugar
Del silencio de la oreja de Van Gogh”
J.T. Parreira


lo que una oreja contiene
es quitado cuando un cuchillo
la corta: el trino de las aves, el murmullo
de amor entre las ramas y el viento
el embate del mar contra los pies
el susurro del universo por dentro
cierto crepúsculo también una espada
extirpó la oreja de Malco
fue el poniente sobre lo que interesaba
oír, no cortes
dice Jesús, que si cortas una oreja
te cortarán el tronco y la cabeza
ábrela bien, la oreja,
ella te rescatará de la nada
para el silencio
de un mundo de palabras que todavía
no fueron dichas

Na estrada

 

Não foi nos ramos de palavras
que distribuía vibrantes
de enigmas ilógicos
Não foi no gestos ténues de pássaro
no tremor do dedilhar dos fólios
da Lei Profetas e Escritos
Não foi no bronze liso
da pele do rosto
nem no negrume límpido
da barba
Não foi no timbre da voz barítono
da hora nocturna
divagante aos nossos cuidados
nem no incêndio ateado
nos nossos corações
ao seguirmos o fio diáfano
do seu discurso
de sonhos
Não foi no andar
preso da distância
no frenesim de esmagar
hectómetros
sob os calcanhares
sempre mais para diante
Foi no partir do pão
que nos abriu os olhos
e os lavou do sono

Lambert Lombard (Lieja 1505–1566) The Feeding of the Multitude

En el camino

No fue en los ramos de palabras
que distribuía vibrantes
de enigmas ilógicos
No fue en los gestos delicados de pájaro
en el temblor al pasar los folios
de la Ley Profetas y Escrituras
No fue en el bronce liso
de la piel del rostro
ni en la negrura límpida
de la barba
No fue en el timbre de la voz barítona
de la hora nocturna
desorientada a nuestros cuidados
ni en el incendio encendido
en nuestros corazones
al seguir el hilo diáfano
de su discurso
de sueños
no fue en el andar
aprisionado de la distancia
en el frenesí de triturar
hectómetros
bajo los talones
siempre más adelante
Fue en el partir del pan
que nos abrió los ojos
y nos limpió del sueño

Rui Miguel Duarte (S. Sebastião da Pedreira, Lisboa, 1968), se licenció en Lenguas y Literaturas Clásicas en la Universidad de Lisboa, en 1991, y se doctoró en Literatura en la Universidad de Aveiro, en 2006. Fue profesor en la enseñanza Superior y Básica. Actualmente es profesor e investigador del Centro de Estudios Clásicos de la Universidad de Lisboa. Participó como traductor en traducción interconfesional de la Biblia (A Bíblia para todos, Lisboa, Temas e Debates, 2009). En poesía ha publicado dos libros impresos “Muta uox” (Sinapis, 2011) y “Subida” (Edium, 2011) y dos E-book, “7 canções de um pai para sua filha” (2009, y “Extensão dos lábios” (2012).




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*