Descarga gratuita

‘El ciego que ve’, en descarga libre

Para Tiberíades es un honor poner a disposición de todos los lectores la antología del XXIV Encuentro de Poetas Iberoamericanos en Salamanca, que este año rinde homenaje al gran poeta de La Bañeza, Antonio Colinas con El ciego que ve. Este volumen, puesto en descarga libre a petición de sus editores, contiene catorce poemas de Colinas, uno de ellos inédito, y ciento treinta de otros tantos poetas de ambas orillas del idioma, todos dedicados a él. El libro se inicia con una presentación de Carlos García Carbayo, alcalde de Salamanca y con la expresión de gratitud del poeta y presidente de Tiberíades Alfredo Pérez Alencart, artífice de la antología y la edición. Para subrayar el papel de todos los que han hecho posible esta obra, exponemos esas primeras palabras del poeta y profesor peruano salmantino:

Aquí tienen ciento treinta poemas rigurosamente inéditos, todos dedicados a celebrar la poesía y la persona de Antonio Colinas, cuya residencia en Salamanca va camino de cumplir cinco lustros.
Pero en la vanguardia de este entrañable volumen, como debe ser, va una muestra mínima de los versos de este poeta, nacido en La Bañeza (León) el año de 1946.
Ha sido una grata misión el coordinar esta celebración, máxime en tiempos de pandemia e incertidumbres. Gracias…
Gracias, en primer término, al Ayuntamiento de Salamanca, por seguir confiando en mí, luego de veinticuatro años. Aquí nombro al alcalde Carlos García Carbayo y a María Victoria Bermejo, actual concejala de cultura y quien sigue la senda de Pilar Fernández Labrador, nuestra Dama de la Cultura, bajo cuya gestión se crearon estos encuentros.
Gracias a la Fundación Salamanca, Ciudad de Cultura y Saberes, comenzando por José Luis Barba, su director gerente, quien ha sabido prodigarme su entera confianza. Ana Navarro, desde el gabinete de prensa de la Fundación y durante estos años precedentes, ha sido de invaluable ayuda en la difusión de los Encuentros. Las mismas gracias que corresponden a Carmen Cardona y a Eva Martín, por sus diseños, maquetación, cartas y gestiones.
Gracias a todos los poetas de aquende y allende, por su extrema disponibilidad para sumarse a este homenaje.
Finalmente, gracias al pintor Miguel Elías, por su amor al Arte y a la Poesía. Su «Retrato de Antonio Colinas» es de los que quedarán… Quedan las gratitudes para Agustín Herrero, por la magnífica maquetación del libro, y para Jacqueline Alencar, acompañándome siempre, quien por vez primera no pudo hacer la revisión de los textos, aunque aportó cuatro fotografías que en estos años hizo a Antonio Colinas.
Gracias, gracias, gracias…
Alfredo Pérez Alencart
Universidad de Salamanca

Para descargar el libro, pulse sobre la imagen.




Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*
*